Lo que más me gusta es salir corriendo

Blog trepidante

Bob es muy discreto

leave a comment »

Imagino que bastaría preguntarle a Bob acerca de si se considera músico o literato para terminar con el debate de la idoneidad del Nobel a su egregia figura. Para ello, claro, habría que localizarlo y hacerle hablar, y es que Bob es muy discreto, y es mejor así.

El nobel a Dylan solo subraya una evidencia. La literatura hoy día importa lo que un cerote mañanero. No es un gran descubrimiento. Basta hojear un suplemento literario para saber que lo que se cuece allí esta mas cerca de ser el folleto de una editorial que de algo con enjundia. O pasearse por una superficie comercial, e incluso por una librería sin infulas hipster para ver que lo que alli se vende aporta tanto a la literatura como un disco de Bisbal a la música, refritos y clichés barajados de clones de Zafon (que daño has hecho chacho). Y es que quien aspira a ser escritor hoy dia no se mira en Led Zeppelin, sino en los Backstreet Boys (o los Camela), eso es así, no va a cambiar.

¿Cual es el espacio que ocupa mediaticamente cualquiera de los escritores con mas méritos que Bob en el panorama actual? ¿donde están los DeLillo, Pynchon, McCarthy, Roth, Kundera, Barnes o Amis (observese que obvio a Murakami, un Coelho con ojos rasgados)? En los medios no. No están, no se les echa en falta. Solo Houellebecq de cuando en cuando asoma, pero porque se mete con los moros en estos tiempos en que hacerlo es de malote.
Los literatos y sus opiniones importan eso, un cerote mañanero, y eso es precisamente lo que subrayan los académicos suecos. No contáis una mierda en esta sociedad, un adolescente pajillero youtuber tiene una audiencia superior a un lanzamiento literario, hecho incontestable que no digo sea bueno ni malo, sino que yo también me limito a constatar.
best-brenda-dylan-beverly-hills-90210-video
Hay ademas algo de extemporáneo en este premio (premio que gano Churchill, Vicente Aleixandre o Benavente, digamos por contemporizar), hay algo de viejoven, algo de, vale, sois incapaces de nombrar de carrerilla a 3 de los últimos premios nobel de literatura, vamos a dárselo a alguien popular que no se olvide. Pero la realidad es que Dylan tampoco es nadie popular para los menores de 30. Con suerte el tipo mayor que anuncia chevys en los intermedios de la superbowl. Darle un nobel de literatura pudo haber sido merecido, contracultural o provocador en su momento,un momento que pasó hace cuatro décadas. Hoy día, aparte de poner palotes a muchos señores viejunos y melomanos varios que recuerdan con nostalgia los 60 y por tanto su juventud, Bob es un señor mayor que hace mucho tiempo que no tiene nada interesante que contar (a diferencia de Cohen por ejemplo) y si lo tiene, desde luego no lo canta.

Provocador hubiera sido darle el premio a algún ídolo musical moderno, una Miley Cyrus, un Justin Biever, algo mas de hoy. Hubiera significado lo mismo para la literatura, pero hubiera conseguido mejor el propósito de provocar y divertir al tiempo que se pone a los escritores en su lugar.

Anuncios

Written by Anónimo

octubre 25, 2016 a 10:23 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: