Lo que más me gusta es salir corriendo

Blog trepidante

Nadie llorará por Isabel Carrasco

leave a comment »

Por regla general existe un alto consenso en torno al tratamiento a la figura de un finado. Toda vez que poco hay que el implicado pueda hacer para defenderse, resulta inapropiado y hasta de mal gusto hacia los familiares hablar de los defectos o las malas acciones del mismo, aunque estas esten sobradamente documentadas.

La presidenta de la diputación leonesa asesinada concita consenso, cierto, pero en este caso el silencio y la ausencia de loas lastimeras en prensa (ni un misero artículo que nos cuente sus bondades) nos indica que tras el correcto silencio lo único que se oculta es la figura de una bicha de cuidado.
Diversos testimonios y anécdotas, entre ellas parte de la película de los hechos que terminaron acabando con su vida, nos dibujan a una persona acaparadora, mandona, despota y tiránica. Una persona que hizo de su cargo político un instrumento y de su poder de tomar de decisiones un arma para premiar simpatías o castigar antipatias de un modo arbitrario y caprichoso. Un perfil caciquil que difícilmente encaja en lo que debiera ser una figura de representación pública que ofrece su tiempo a representar y por tanto servir a los ciudadanos.

Llevó el lema por bandera

La señora Carrasco, de acuerdo con todas las crónicas (y algún testimonio directo), se comportaba como lo opuesto de lo que debe ser un cargo democrático, y pese a ello, o quizá por ello, llegó a acumular 13 cargos de responsabilidad en diferentes estamentos y empresas que le llegaron a procurar más del doble del sueldo del anterior presidente del gobierno. Un sueldo superior al de muchos ejecutivos de empresas multinacionales, y ello sin salir de León ni asumir responsabilidad alguna por su desempeño aparte del intercambio de favores fuera de foco.

Obviamente distamos muchos de alegrarnos por su luctuoso final, pero tampoco lo contrario. Los partidos han decidido hacer un alto en el camino aunque todos sabemos que si estuviésemos hablando de un suicidio causado por un desahucio nadie detendría esa fiesta dónde sólo ellos se divierten (reflexión demagógica, pero no gratuita). Hoy lo único que velan (de manera farisea) es, desde el punto de vista democrático, un monstruo que sistemas ineficaces como el nuestro producen con demasiada frecuencia.

El altarcillo que alguien puso en el puente dónde fue asesinada está vacío.

PS1: Imaginen los ríos y minutos de opinión basura que hubiera generado el suceso de pertenecer el asesino al PSOE o ser un afectado por las preferentes, o por las hipotecas, o por los recortes.

PS2: Isabel SanSebastian volvió a demostrar lo malnacida que es atribuyendo el crimen a los protagonistas de los escraches .

PS3: Malas lenguas sugerían que muchos en el PP se estuvieron tocando fantaseando con la posibilidad de que ETA fuese responsable.

Anuncios

Written by Anónimo

mayo 13, 2014 a 7:03 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: